domingo, 20 de noviembre de 2011

Desde Pekín con amor

Tras el robo de un gigantesco esqueleto de dinosaurio, los altos mandos de la policía china deciden asignarle el caso al agente más incompetente de la plantilla: un carnicero de pueblo que se pasa el día bebiendo martinis y que sueña con ser el nuevo James Bond. Con un arsenal de gadgets realmente inútiles y con un contacto que intenta matarlo constantemente, el agente deberá encontrar el esqueleto y averiguar quién le está poniendo palos en las ruedas desde dentro...  

Título original: Gwok chaan Ling Ling Chat
Año: 1994
País: China 
Director: Stephen Chow, Lik-Chi Lee
Intérpretes: Stephen Chow (Ling Ling Chat), Anita Yuen (Kam), Pauline Chan (Mujer misteriosa), Joe Cheng (Dientes de metal), Ming Wa Goo (Comandante), Kar-Ying Law (Da Vinci)
Género: Comedia. Acción
Pues sí, es una parodia de las películas de James Bond, con numerosas escenas que nos recuerdan a ellas, y, he de admitirlo, tiene bastantes golpes que te hacen reir. Lo que la convierten en una película pasable para pasar un rato entretenido.

La puntúo con un suficiente y os dejo con algunas de sus escenas.



0 susurros:

Publicar un comentario